Llega el verano y queremos lucir un cuerpo y una piel extraordinaria, pero ¿hemos cuidado de nuestro cuerpo con esmero y constancia? Te contamos por qué es tan importante y, sobre todo, por qué debemos tener especial atención con el cuidado de los pies.

La piel es uno de los órganos esenciales del cuerpo humano, por lo que su cuidado diario e hidratación es fundamental. Cotidianamente nos esmeramos en el cuidado que debe tener el rostro, el cuello, nuestras manos y olvidamos una de las partes esenciales de ese mega órgano que es la piel: los pies.

Usualmente no tomamos conciencia de su importancia y significado.Ellos nos permiten andar, correr, soportan todo nuestro peso, nos facilitan hacer deportes, entre otros, por lo que generalmente nos olvidamos de mantenerlos, hidratarlos y preservarlos de enfermedades.

La falta de cuidado de los pies conduce a padecimientos como el pie de atleta, juanetes, sudoración excesiva, hongos, callosidades, resequedad de los pies y talones, roce de los zapatos; padecimientos que pueden prevenirse con una adecuada rutina de cuidados diarios.

Recomendaciones para cuidar, mantener y preservar nuestros pies:

  • Debemos utilizar el calzado adecuado. Uno que no nos apriete, que no nos roce y con el cual nos sintamos cómodos.
  • Debemos lavar con agua y jabón nuestros pies. Luego secarlos muy bien, sobre todo entre los dedos, para evitar la aparición de hongos y otras infecciones.
  • Exfoliarlos con una piedra pómez. De esta manera removemos todos los residuos e impurezas que se han acumulado.
  • Hidratarlos con una crema ultra hidratante indicada para los pies. Puedes revisar nuestro catálogo de cremas para el cuidado de los pies.
  • Evitemos caminar descalzos por piscinas y demás áreas húmedas.
  • Si los pies le sudan en exceso, lo más recomendable es utilizar un polvo de talco para pies y cambiar los calcetines varias veces al día. De esta manera evitamos el mal olor.
  • Privilegiemos los calcetines de algodón o lana fina. Deben evitarse los de nylon y fibras.
  • No hay que descuidar igualmente las uñas. Deben cortarse horizontalmente para evitar que se encarnen y hacer uso de las limas de pies.
  • Si se presenta algún tipo de enfermedad o anomalía, se debe acudir al podólogo. Este es el especialista con el que se trabajan problemas como el pie de atleta, la presencia de hongos de las uñas de los pies, los problemas de encarnación de uñas, de sudoración excesiva, callosidades; entre otras afecciones.

En general, no debemos olvidar que los pies al igual que nuestro rostro, manos y cuerpo, requiere de esa disciplina diaria para lograr mantenerlos hidratados y sanos. Tomarnos el tiempo para incorporar esa rutina del cuidado de los pies como parte de nuestra cotidianidad es fundamental, sobre todo si queremos que luzcan radiantes, impecables y hermosos.

No hay que olvidar que, así como el rostro y las manos, los pies también son una carta de presentación y, sobre todo, de poderosa seducción.

Ver catálogo de nuestros productos de parafarmacia.

Valora este contenido
[Total: 0 Average: 0]
| Web | + posts

Farmacéutico, Diplomado en Sanidad, Licenciado en Universidad de Salamanca en 2004, Diplomado en sanidad 2012, Especialista en farmacia comunitaria. Titular de la Farmacia LE-234-F situada en Palanquinos - Leon.

Send this to a friend